Calle Príncipe de Vergara

El Ayuntamiento de Madrid ha reabierto al tráfico este miércoles la calle Príncipe de Vergara en su intersección con Francisco Silvela tras ser clausurado el pasado 10 de julio al detectarse un riesgo de colapso en el puente de Joaquín Costa.

Esta mejora de la movilidad en la zona ha sido posible ya que las obras de desmontaje se han realizado al ritmo previsto y ya ha sido retirada la antigua estructura en la zona del nudo.

Por este motivo, el alcalde de Madrid, José Luis Martínez-Almeida, acompañado de la delegada de Obras y Equipamientos, Paloma García Romero; el delegado de Medio Ambiente y Movilidad, Borja Carabante; y la concejala de Chamartín, Sonia Cea, visitaron el miércoles el entorno del puente de Joaquín Costa.

Visita del alcalde al entorno del puente de Joaquín Costa

Intervención del alcalde sobre la reapertura del tráfico

A estos efectos, Almeida ha señalado que “el desmontaje se ha desarrollado con gran eficacia” y ha anunciado que “a partir del día 21 quedará concluido, casi con un mes de antelación respecto a la fecha inicialmente prevista”. Almeida también ha agradecido al Área de Obras, a la empresa adjudicataria y a la propia concejala del distrito todo el esfuerzo llevado a cabo para minimizar las molestias generadas a los madrileños por el corte de esta vía, siendo una de las principales de la capital.

De esta manera, “a partir de enero se retomarán las obras de urbanización del entorno para dejarlo en el estado adecuado a las necesidades de movilidad y de los vecinos”, según ha adelantado el alcalde. Para ello, ha dicho “hemos trabajado con la concejala del distrito para diseñar un proyecto que mejore la calidad de vida y del entorno y que haga de la movilidad sostenible en la ciudad una de las principales apuestas”.

Además, “en el proyecto de remodelación se va a incluir un carril bici para seguir apostando por las distintas formas de movilidad sostenible necesarias que deben convivir en la ciudad de Madrid con aceras más amplias, carriles para la circulación, para los autobuses de la EMT y las bicis. Una apuesta por la mejora del entorno, de la calidad de vida y de la proximidad a los vecinos”, ha concluido Almeida.

Intervención del alcalde Almeida en la calle Príncipe de Vergara

Recuperación del itinerario de cinco líneas de la EMT

Asimismo, la reapertura al tráfico de la calle Príncipe de Vergara realizada este miércoles ha supuesto la recuperación del itinerario habitual de cinco líneas de la EMT. Estas líneas son: 29 (Felipe II-Manoteras), 52 (Sol/Sevilla-Santamarca), 72 (Diego de León-Hortaleza), 73 (Diego de León-Feria de Madrid) y N2 (Cibeles-Valdebebas). Además, permanecen desviadas las líneas 9 (Sevilla-Hortaleza), C1 (glorieta de Cuatro Caminos-Atocha-glorieta de Embajadores) y C2 (glorieta de Cuatro Caminos-glorieta de Embajadores-Atocha).

También, desde el miércoles, se ha suprimido el giro a la izquierda desde Príncipe de Vergara (sentido norte) hacia la calle Pedro de Valdivia, que se permitió de forma provisional y que ahora deja de ser necesario porque ya se puede volver a acceder a Pedro de Valdivia desde Príncipe de Vergara viniendo desde el norte.

Trayectos permitidos desde Príncipe de Vergara

Además de la recuperación del tráfico en ambos sentidos, se recuperan también todos los pasos de peatones que había antes de iniciar las obras en la intersección de Príncipe de Vergara con Francisco Silvela. Asimismo, vuelven algunos movimientos desde Príncipe de Vergara a Francisco Silvela con ciertas restricciones, dado que el eje Francisco Silvela-Joaquín Costa continuará con las obras de desmantelamiento de la parte aún presente del viaducto. A día de hoy sólo permanece, debidamente asegurado sobre cimbras, un tramo en el entorno de la glorieta de López de Hoyos.

Los giros y sus restricciones se enfocan en dos direcciones, desde el norte, el giro a la izquierda hacia la avenida de América, sólo está permitido para autobuses de la EMT. Mientras que el giro a la derecha hacia la glorieta de López de Hoyos, sólo está permitido para residentes en la zona, vehículos autorizados y servicios de emergencia.

Obras en el puente de Joaquín Costa

Restringido el tráfico por el eje principal del viaducto

Por su parte, el eje Francisco Silvela-Joaquín Costa seguirá con tráfico restringido en todo el tramo afectado por el viaducto, entre avenida de América y Velázquez. Al menos hasta la finalización de su demolición y de la necesaria reurbanización del viario como resultado de la importante transformación urbana que supone la eliminación del paso elevado. Por ello, sigue siendo necesario que el tráfico de paso por ese itinerario utilice las alternativas para evitar la zona afectada.

De esta manera, el antiguo viaducto quedará completamente desmantelado a finales de octubre, antes de la fecha inicialmente prevista, y será entonces cuando podrá recuperarse el tráfico rodado continuo y sin restricciones por la calle López de Hoyos. Será también en noviembre cuando pueda habilitarse un segundo carril por sentido en el eje Francisco Silvela-Joaquín Costa una vez concluidas las obras y reubicado el actual vallado de protección.

Por su parte, un dispositivo de Policía Municipal y agentes de Movilidad seguirá vigilando la circulación en la zona, tanto en la situación que se dará desde hoy hasta mediados de noviembre, como en la posterior con el tráfico continuo por López de Hoyos también recuperado y el del eje Joaquín Costa-Francisco Silvela reforzado.

En ambas fases, para facilitar la permeabilidad del tráfico y los itinerarios alternativos, Velázquez seguirá siendo de doble sentido entre Joaquín Costa y María de Molina (doble sentido instaurado en julio, nada más comenzar las obras).

El alcalde Almeida con un agente de Movilidad

Recorridos alternativos

Ante esta situación, el Ayuntamiento de Madrid sigue recomendando evitar el paso de vehículos por las inmediaciones de la zona, que proseguirá en obras hasta finales de mes con el eje principal Francisco Silvela-Joaquín Costa aún cortado al tráfico entre las calles Príncipe de Vergara y Velázquez.

Asimismo, los cortes motivados por las obras incluyen el túnel bajo la plaza de República Argentina, que permanece cortado solo en sentido sureste, es decir, hacia Francisco Silvela, y el paso inferior de Francisco Silvela bajo María de Molina–avenida de América.

Por su parte, el Ayuntamiento sigue recomendando, además de evitar la zona en la medida de lo posible, planificar los itinerarios alternativos a realizar, que pueden consultarse en la página web municipal.